Chequea vicepresidente cubano estado del sector azucarero en Granma

Salvador Valdés Mesa, vicepresidente de la República de Cuba, llamó en Bayamo a recuperar la industria azucarera cubana, un sector exportador por excelencia y que forma parte de la cultura del país.

El también integrante del Buró Político del Partido señaló que es preciso impulsar la producción cañera, incrementando las plantaciones y los rendimientos agrícolas de la gramínea.
Destacó que se trata de una industria encadenada al resto de la economía, que garantiza 600 mil toneladas de azúcar para el consumo nacional y emplea alrededor de 170 mil trabajadores.
Subrayó, también, la importancia de los derivados, como alcoholes para la elaboración de rones y medicamentos, y piensos que permitan sustituir  importaciones de maíz y soya.
Asimismo, el vicepresidente de la República de Cuba indicó trabajar con prioridad en la diversificación de las unidades productoras de AZCUBA, incluido el cultivo de yuca, muy efectiva como alimento animal, y que no requiere riego ni fertilizantes.
Valdés Mesa expresó el propósito de la dirección del gobierno de rescatar los centros de acopio de caña y la infraestructura ferroviaria del país, y precisó que los centrales ineficientes que sea preciso cerrar de manera temporal deben preservarse con celo y actuar
para ponerlos en marcha cuanto antes.
Recalcó que el recurso más preciado del sector son sus trabajadores y hay que atenderlos, orientarlos, capacitarlos, comprometerlos, e indicó rescatar la fuerza de calificada, sus cuadros, especialistas, operadores de equipos, puntistas, gente que sabe operar los centrales.
Se refirió, asimismo, a la necesidad de sembrar con calidad las mejores variedades de caña, con la participación de los centros de investigación con que cuenta el país, a ampliar el uso de tracción animal, “aunque nademos en combustible”.
Salvador Valdés Mesa, dijo que se pagará a los productores por la calidad de la caña que entreguen a la industria, insistió en que nadie puede dejarse robar y orientó revisar cuánto gasto puede eliminarse, pues no se continuará subsidiando pérdidas.
Subrayó que incumplir el plan debe avergonzarnos, que es mejor incumplir un plan tenso que sobre cumplir  un plan flojo, y llamó la atención acerca de que el salario del sector empresarial no tiene límites.
El vicepresidente cubano recordó que la nueva Constitución de la República otorga mayor autonomía a los municipios, los cuales tienen que desarrollarse, pelear por ser sustentables, lo que presupone que los que poseen centrales azucareros los defiendan.
Federico Hernández Hernández, primer secretario del Partido en Granma, aseguró que para la provincia es una cuestión de honor cumplir el plan de producción de azúcar.

Please follow and like us:

Publicado Por: Eugenio Pérez Almarales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciocho − 15 =