Orlando Licea, y su proyecto: “Usted puede vencer al asma”

Recientemente, la editorial Círculo Rojo publicó en digital el texto “Usted Puede Vencer al Asma” del autor Orlando Licea Díaz, quien realizó una interesante y original investigación sobre el tema que por sus destacados resultados fue seleccionada entre las más destacadas del país (1988 – 1995).

La semana anterior Círculo Rojo divulgó un artículo sobre este libro en el que se destacaba el hecho de la mejoría lograda por los asmáticos de todas las edades con sólo la lectura del texto, considerado texto medicamento. Una peculiaridad teórica sobre el asma es que en el caso de los niños el objeto de influencias son los padres y el ambiente educativo del hogar, cuando este se modifica el asma desaparece, el aporte el estrés de bloqueo, una mirada diferente, sin dudas que también lleva el legado de Fidel.

A su juicio ¿Por qué a pesar de los resultados alcanzados y la exitosa venta del libro – con la teoría que sustenta resultados prácticos -, no se ha logrado replicar tanto el texto como los cursos para asmáticos?

Lo nuevo, si rompe esquemas y prácticas sólidamente establecidas, siempre va a encontrar resistencias. Es sólo cuestión de tiempo y de trabajo activo el lograr que ocupe el lugar que merece.

Los resultados alcanzados cuando se presentaron en Salud Para Todos (1988) – uno de los principales eventos de salud que se realiza en Cuba -, se presentaron en un pequeño documental -que aún conservo con mucho afecto-. En él se proyectaban experiencias en uno de los rincones más apartados del evento. En algún momento anunciaron la presencia de Fidel Castro y se pidió a los ponentes que estuviesen junto a sus obras.

No se me ocurrió que iba a pasar por el televisor, pequeño y distante, por lo que continué la charla con el Dr. Rubén Rodríguez Gabaldá, un eminente Alergista cubano ya fallecido – amigo personal a quien agradezco eternamente enseñanzas y apoyos imprescindibles-. En algún momento alguien – no recuerdo quien –  me dice que me ponga al lado del TV, que Fidel estaba mirando el documental, y así era.

No sólo vio el documental completo, que duraba unos 20 minutos, sino que comenzó a hacer preguntas sobre mi trabajo, en tanto los responsables del stand respondían. Por la profundidad de las mismas, me llamaron para que las respondiera personalmente. Así comenzó una animada conversación de más de 40 minutos, que no se limitó al asma y los resultados alcanzados, sino a  otros temas vinculados al papel de la psicología en la salud.

Realmente no recuerdo bien el texto íntegro del diálogo, lo que sí no dudo es haberle hablado de José Martí y el Che, en cuyos conceptos acerca de la salud y la enfermedad se basaron los Cursos Para Asmáticos y del propósito de escribir un libro sobre el tema.

“Crear un cuerpo robusto, pero no crearlo con el trabajo artístico de un médico sobre un organismo débil, sino crearlo con el trabajo de toda la colectividad social”.

“Y la medicina tendrá que convertirse un día, entonces, en una ciencia que sirva para prevenir las enfermedades, que sirva para orientar a todo el público hacia sus deberes médicos y que solamente deba intervenir en casos de extrema urgencia”

Ernesto Guevara de la Serna  – Che –

Cuando terminó la primera parte del intercambio con Fidel, alguien me recordó que hasta el momento la investigación no tenía apoyo material apenas y que había proyectos para dotar de mejores condiciones al trabajo, y que no había hablado de esto. Me atreví a llamarlo, le hablé de las necesidades materiales que podía necesitar para realizar el proyecto.

No solo me escuchó pacientemente mis reclamos, sino que gracias a su gestión hoy existe en el barrio de Nuevo Vedado, no sé si la Casa del Asmático o la del primer Psicólogo de la Familia o la Casa del Alma que tuve el placer y el honor de diseñar en detalle. Por incomprensiones imprescindibles no pudo ser utilizada con estos fines. Pero seguí con las presentaciones, el libro que se me ha agotado en cada edición.

“La ciencia se encuentra en los umbrales de un mundo singular que empieza a ser científico, el médico y el cirujano deben contar con la influencia psíquica, como con sus bisturíes y sus vendajes”.

“La verdadera medicina no es la que cura, sino la que precave. La higiene es la verdadera medicina. Más que recomponer los miembros desechos del que cae rebotando por un despeñadero, vale indicar el modo de apartarse de él”

José Martí

Esa vez hasta se me otorgó un vehículo ligero como estímulo y a mi asistente principal “Fefita” no recuerdo si un viaje turístico o un televisor a color. En honor a la verdad que aparte del apoyo de Fidel –que incluso remitió personalmente a varios asmáticos a los que encontró en su camino, todos hoy sin asma – nadie más comprendió ni apoyó el modelo, a veces hasta entorpecido.

A tres años de la partida física de ese gran hombre universal, sería injusto no reconocer desde lo profundo de mi alma su apoyo intuitivo y humanista a esta causa, y rendirle el más que merecido homenaje al defensor genuino y abnegado de los humildes y sufridos de la tierra.

¿Por qué cree que a pesar de contar con el apoyo y comprensión del Jefe del Estado cubano, no pudo desarrollarse el modelo?

Creo, en primer lugar, que es responsabilidad personal mía. Por primera vez hago alusión a esta experiencia de forma pública, mas como homenaje a Fidel que como búsqueda de apoyo. Aunque sigo pensando que las cosas han de tener valor por sí mismas y no porque alguien de prestigio se lo otorgue, en este sentido Fidel nos ha dado imperecederas lecciones, sobre todo en su definición de Revolución.

En segundo lugar en su ejemplo, demuestra que la función del leader genuino no es imponer su criterio, sino sólo sugerir un camino, – como en mi caso pudiera ser la salud – aunque personalmente no haya salido beneficiado -, socialmente lo considero una lección útil y constructiva. Demuestra a ese leader sin violar las leyes sociales ni su realidad circundante.

¿Cuál es su opinión sobre el tema?

Hace ya varios años no doy cursos. Sigo estudiando y atendiendo asmáticos en forma individual. Para serte franco, pienso que el tema de las llamadas medicinas alternativas, complementarias o naturales,  – muy vinculado a poderosos intereses comerciales, ideológicos y hasta políticos -, solamente podrá ser resuelto en una sociedad nueva, socialista, en algún momento de su desarrollo, que parece no ha llegado aún. Si esta experiencia hubiese ocurrido en algún país capitalista, por las pérdidas que hubiese provocado a las transnacionales productoras de medicamentos seguro que no me estuviese haciendo esta entrevista o me la estarías haciendo en otra dimensión.

Agradezco desde lo profundo de mi corazón a Fidel por darnos su ejemplo, brindarnos su apoyo y por haber existido. Y en segundo lugar a todos los asmáticos sean de los cursos o no. Mañana integrarán la Sociedad Internacional de Asmáticos Familiares y Terapeutas, seguirán el camino de otros que lo han llevado de un modo creativo, práctico, integrador – otra propuesta en el libro – Ernesto Che Guevara, Orson Wells, Marcel Proust, Charles Chaplin, John Locke, Antonio Vivaldi, Theodore Roosevelt y muchos otros que harían interminable esta lista, permanecen en el intento del mejoramiento humano universal.

Estoy seguro de que el asma será la primera enfermedad cuyo estudio y tratamiento será abordado de una manera verdaderamente humanista y sistémica, participe o no personalmente en esa tarea. Por último quisiera  darte dobles gracias, por permitirme presentar este libro: “Usted puede vencer al asma” y los “cursos de Asma”, una obra que también ha sido una escuela para mí; en segundo por encontrarte entre los asmáticos sin asma provenientes de nuestros cursos, tanto al igual que su hijo.

Relacionadas:

Martí desde la mirada del psicólogo Orlando Licea Díaz

Please follow and like us:

Publicado Por: Teodoro Herrera

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Trece − 2 =