Ecos de béisbol: Se acabó la Serie Nacional, pero hay más

El béisbol en Cuba es pasión, nuestro deporte nacional y seguido por los aficionados. Algunos piensan que ha perdido interés entre los amantes de las bolas y los strikes. Otros piensan que el fútbol gana terreno y la pelota pierde interés, retrocede.

De eso nada es verdad; la pelota, como se conoce, seguirá siendo la disciplina deportiva más importante para los cubanos. La 59 Serie Nacional de Béisbol fue la más reñida de la etapa revolucionaria, ejemplo palpable, un gran espectáculo para los aficionados.

Estos argumentos están respaldados por la equidad de los equipos que llegaron a las semifinales y final: Industriales, Las Tunas y Matanzas con 52 ganados y 38 descalabros, mientras que Camagüey terminó la preliminar con 53 y 37. Más reñida no pudo ser.

Industriales, que estuvo en el sótano entre los seis conjuntos más exitosos, apretó el acelerador y se colocó entre los cuatro mejores del país, pero finalmente no pudo rematar. Camagüey, barrido por los Azules en dos oportunidades y de los 12 perdió nueve, se impuso inobjetablemente en los tres encuentros de semifinales y así quedaron en el camino los aguerridos capitalinos.

Las Tunas no pudo con el potente Matanzas, pareo que quedó 3-1 a favor de los yumurinos. La escena quedó lista para la gran final entre los Cocodrilos y los Toros de la Llanura.

El fútbol hala bastantes aficionados de la Mayor de las Antillas, fundamentalmente a jóvenes, pero la pelota aquí lleva la supremacía. Y quedó demostrado con los llenos totales durante los dos partidos jugados en el estadio Latinoamericano entre camagüeyanos y los Leones de Rey Vicente Anglada. Más de 50 mil almas en el coloso del Cerro. Los estadios Victoria de Girón, de Matanzas, y Cándido González, de Camagüey resultaron pequeños para albergar a tantas personas. En áreas exteriores quedaron muchos aficionados, que disfrutaron de los juegos, a través de pantallas gigantes.

Camagüey llegó a la final beisbolera cubana con el favoritismo de haber terminado la etapa clasificatoria en primer lugar. Mostraba el mejor pitcheo de Cuba, en tanto Matanzas con lanzadores nada despreciables, mostraba mejor ofensiva y uno de los papeles más significativos desde el punto de vista defensivo del campeonato.

Sin embargo, la presión de una final los traicionó y al igual que Camagüey cometió demasiados errores, siendo un equipo con calidad de sus jugadores, como Ariel Martínez Marrero, Yasiel Santoya, Bábaro Erisbel Arruebarruena, César Prieto, Yurisbel Gracial y Yefferson Delgado, entre otros. Su staff de lanzadores también es de calidad: Freddy Asiel, Yoanni Yera, Noelvis Entenza, Jonder Martínez y otros de buena actuación en la campaña.

Por su parte, la tanda camagüeyana tampoco es despreciable al bate, como lo son Alexander Ayala, Loidel Chapellí, Humberto Bravo, Yorbis Borroto,  Yosbel Pérez y Leslie Anderson, así como un cuerpo de lanzadores muy profesional: Lázaro Blanco, Yosimar Cousín, Yariel Rodríguez, Frank Luis Medina y Frank Madan, entre otros.

Sin dudas, el play off se tornó en una gran final que reservó todas las emociones para los últimos partidos. Fueron encuentros de rompecorazones, donde se impuso el que mejor lo hizo en el terreno. Se decidió en el sexto juego el que ganó Matanzas 11×2. A Camagüey le faltó empuje y le falló su pitcheo de primera línea en ese partido. La serie quedó 4-2 por los Cocodrilos.

Pero no deben sentirse mal los Toros de la Llanura; alcanzar el segundo puesto de la Serie Nacional de Béisbol es también una gran hazaña anhelada por muchos equipos. Las Tunas mereció el tercer lugar, mientras que Industriales ancló en el cuarto.

Ahora a esperar por la 60 Serie Nacional de Béisbol, prevista, según se comenta, para el mes de abril de este 2020, con novedades en su estructura.

Lo más próximo para el béisbol cubano es el preolímpico, convocado del 22 al 26 de marzo en Arizona, Estados Unidos, para el que ya están preseleccionados los 36 integrantes, según dio a conocer la Dirección Nacional de Béisbol, de los cuales saldrán los 24 que formarán parte del equipo Cuba.

Preselección:

Receptores: Ariel Martínez, Yunior Ibarra, Frank Camilo Morejón, Yosvany Alarcón, Yendry Téllez.

Jugadores de cuadro: Yordanis Samón, Bárbaro Erisbel Arruebarruena, Raúl González, César prieto, Yurisbel Gracial, Dayán García, Edilse Silva La O, Pavel Quesada, Jefferson Delgado, Alexander Ayala, Leslie Anderson.

Jardineros: Yoelkis Guibert, Roel Santos, Alberto Calderón, Frederich Cepeda Cruz, Alfredo Despaigne Rodriguez.

Lanzadores: Carlos Juan Viera, Yosimar Cousín, Yariel Rodríguez, Frank Luis Medina, Yoennis Yera, Lázaro Blanco, Freddy Asiel Álvarez, Yudiel Rodríguez, Liván Moinelo, Raidel Martínez, Ángel Sánchez, Andy Rodríguez, Yamichel Pérez, Brian Chi Montoya, Miguel Lahera.

Colectivo técnico: Miguel Borroto, José Eumelio Hernández, Pedro Luis Lazo Iglesias, Raciel Sánchez, Alexander Ramos.

Please follow and like us:

Publicado Por: Adrián González

Graduado de la carrera de Derecho en la Universidad de La Habana, director de programas de radio, editor y periodista de la redacción digital de la emisora Radio Progreso, la Onda de la Alegría.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte + Once =