Martí en el corazón de los cubanos

El mundo vive tiempos convulsos, incluso complejos para Cuba que enfrenta calumnias y agresiones diversas de Estados Unidos. Pero nada nos amilana, ni nos detiene. Continuamos fuertes y seguros de nuestro presente y futuro.

Este enero de victorias tampoco será diferente. La afrenta contra el más universal de los cubanos, el Apóstol José Martí, fue eliminada con actos de desagravio al Maestro.

Quienes intentaron mancillar la estatura moral e integridad de un hombre paradigma para los cubanos, responden por su actitud ante la ley y serán juzgados como corresponde por sus ofensas al Héroe Nacional.

Hoy sentimos más presente que nunca las ideas de Martí. Porque en su tiempo hizo mucho por la independencia de este pueblo, entonces subyugado por el colonialismo español. Sus batallas fueron épicas y marcaron un camino para este país.

Para los cubanos el Maestro es ejemplo vivo de dignidad y consagración, dedicado siempre a la causa por la libertad y soberanía de esta gran Patria, la suya, la de todos los nacidos en esta tierra sagrada.

Por eso, sacrificó los mejores años de su vida a organizar la lucha por la independencia. 1895 fue un año clave Para José Martí. Inició la Guerra Necesaria que le costó la vida el 19 de mayo de ese año, pocos meses después de su comienzo.

Las batallas por conquistar la independencia de la Metrópoli continuaron con Antonio Maceo, Máximo Gómez y decenas de generales más al frente de las huestes mambisas. En 1898, derrotadas las tropas españolas, sirvió de pretexto la explosión del Maine, para la intervención norteamericana que duró cuatro años.

Intentaron socavar la victoria de las tropas mambisas, pero jamás lo lograron. Desde entonces a la fecha han sido muchos los desmanes de las administraciones norteamericanas contra la Mayor de las Antillas.

Actualmente, a la luz del ideario martiano, la Revolución avanza robustecida de enormes conquistas en todos los campos de la vida social, económica, política, educacional, cultural y científica.

Fidel Castro y sus hombres atacaron el cuartel Moncada el 26 de julio de 1953, inspirados en los ideales de José Martí, quien lo calificó en su alegato La Historia me absolverá ante el tribunal, como el autor intelectual de aquella gesta.

Precisamente ese año, los jóvenes protagonizaron la marcha de las antorchas para no dejar morir al Apóstol en el centenario de su nacimiento.

En la actualidad Martí sigue siendo guía, faro y paradigma para las generaciones más nuevas de nuestra sociedad, quienes lo veneran y respetan por lo que significa la figura del Héroe Nacional para los cubanos, fundamentalmente para los jóvenes.

Este 27 de enero, víspera del aniversario 167 del natalicio de Martí, los pinos nuevos protagonizarán la histórica Marcha de las Antorchas desde la Escalinata de la Universidad de La Habana hasta la Fragua Martiana un poco antes de la medianoche, al tiempo que este 28 será la Parada Martiana en la Plaza de la Revolución.

Instigados y pagados por el imperio norteamericano, un grupo de bandidos intentaron mancillar a nuestro José Martí, pero el tiro les salió por la culata. Los autores están presos y confesos, y serán castigados de acuerdo con lo previsto en la Ley para este tipo de delito.

Please follow and like us:

Publicado Por: Adrián González

Graduado de la carrera de Derecho en la Universidad de La Habana, director de programas de radio, editor y periodista de la redacción digital de la emisora Radio Progreso, la Onda de la Alegría.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

siete + 10 =