Vaticina analista catástrofe regional guerra entre Irán y EE.UU.

Comentario

Noticias

Una guerra entre Irán y Estados Unidos sería una catástrofe regional, estimó el director del Centro de Estudios Árabes e Islámicos de la Universidad Nacional de Australia, Amin Saikal, en un artículo reproducido este miércoles en Beirut, informó Prensa Latina.

Aunque ninguno de los dos afirma que quiere un conflicto armado, los pasos más recientes se mueven hacia una colisión, afirmó el especialista.

El Pentágono incrementó su presencia en la región con el portaaviones USS Abraham Lincoln y un grupo de ataque integrado por bombarderos B52H, mientras la República Islámica califica ese despliegue de guerra sicológica dirigida a una confrontación.

Desde que asumió el cargo, el presidente Donald Trump la tomó con Irán, al cual describe como la fuente de todo mal en la zona y revirtió la política de compromiso de su antecesor, Barack Obama.

Trump pretende cambios en el gobierno iraní y con tal motivo recurre a sanciones y posiciones de fuerza orientadas a denigrar la economía de la nación de los persas para que pierda influencia en la región.

Y de igual modo, dice Saikal, quiere apuntalar a su aliado Israel y forjar lazos estratégicos entre Tel Aviv y los países árabes opuestos a Teherán, en especial los del golfo Pérsico o Arábigo.

La secuencia de actos del magnate republicano va desde la retirada del acuerdo nuclear sellado en 2015, la reimposición de un boicot contra Irán y la designación de terrorista para el Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica.

El consejero de seguridad nacional de Estados Unidos, John Bolton, y el secretario de Estado Mike Pompeo, coincidieron en que Washington no busca una guerra, pero no hay nada más parecido en los pasos que da, refiere el profesor universitario.

‘…no buscamos una guerra contra el régimen iraní, pero estamos preparados para responder a cualquier ataque’, acuñó Bolton.

En caso de una confrontación, Irán carecería de la capacidad para enfrentar la potencia norteamericana de fuego, acota Saikal.

De esa manera, el Pentágono podría eliminar instalaciones militares, sitios nucleares e infraestructuras clave y, además, señala el experto, podría evitar un bloqueo en el estrecho de Ormuz por el cual trasiega 30 por ciento del petróleo del mundo.

Sin embargo, la respuesta de Irán a ese posible escenario derivaría alto costo para Estados Unidos, Israel y Arabia Saudita, vaticinó.

Teherán, con una estrategia de guerra asimétrica, pondría en funciones desde sus sistemas de cohetes de corto, mediano y largo alcance hasta sus aliados de Hizbulah en El Líbano, Iraq y Siria que anunciaron su apoyo total a la República Islámica.

También que la República Islámica no sería el único escenario de la conflagración, porque el sonido de las armas convertiría en infierno a todo el Medio Oriente, tanto para los participantes directos como los que no, anticipó Amin Saikal.

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × 5 =

RSS
FACEBOOK
TWITTER
YOUTUBE