Aurora Basnuevo en el recuerdo de su pueblo

La actriz, cantante y presentadora cubana, Aurora Basnuevo Hernández, falleció en horas de la mañana de este lunes en La Habana, a los 84 años de edad.

Poseedora de un carisma innegable, demostró su talento como animadora, cantante, y aunque su nombre esté ligado a la comedia, también demostró su capacidad para asumir roles dramáticos, en medios como la radio, el teatro, el cine y la televisión.

Nacida en 1938 en el municipio matancero de Colón, llegó con su familia a La Habana siendo muy joven, y se graduó en la capital como maestra normalista. Proclamada Estrella Naciente en el célebre programa de José Antonio Alonso, desde 1957 se enrumbó hacia el arte, hasta profesionalizarse a inicios de los años 60. Fue parte del grupo Rita Montaner, en el cual intervino en obras como La pérgola de las flores, y Las yaguas, donde aprovechó sus aptitudes para el canto y el baile. Tras ese momento, pasa al Teatro Martí, donde alterna con nombres muy respetados del teatro vernáculo.

En 1965 comienza a transmitirse Alegrías de sobremesa, el inolvidable programa humorístico de Radio Progreso, con guion de Alberto Luberta. La llegada de Aurora Basnuevo a ese espacio la consagra con el papel de la mulata Estelvina, al que daría vida por décadas. En la pequeña pantalla, intervino en las Aventuras Los mambises y Tierra y sangre, entre otras; y en humorísticos como San Nicolás del Peladero, junto a su esposo Mario Limonta. Sus caracterizaciones le permitieron ganarse el epíteto de «La Mulatísima», y su personaje forma parte ya de nuestro imaginario colectivo por su gracia, sus dichos y su gracejo de indudable cubanía.

Lamentablemente su filmografía no es tan extensa. Intervino en El encuentro, Vals de la Habana Vieja, Cuarteto de La Habana, Salsa y Havana Blues, entre otras. En Adela, cortometraje dirigido por Humberto Solás, confirmó sus dotes para el drama, ofreciendo uno de sus mejores desempeños. También hizo cine a las órdenes del brasileño Ruy Guerra y el francés Thierry Chabert. Fue presentadora del programa radial Fiesta Guajira. Grabó además canciones para público infantil que fueron muy populares.

Entre los reconocimientos que recibió se destacan el Premio Nacional del Humor del 2004, el Premio Nacional de la Radio del 2009, la Distinción Gitana Tropical, el Premio ACTUAR a la obra de toda la vida del 2014, así como la Réplica del Machete de Máximo Gómez y la medalla por los cien años de la Radio Cubana, amén de otros lauros como el Girasol de la Popularidad que obtuvo por varios años consecutivos.

Aurora Basnuevo fue una artista que consiguió el respaldo de su pueblo gracias a su simpatía y capacidades histriónicas, confirmadas a lo largo de una extensa carrera y una defensa constante de nuestra tradición. Ella fue la heredera de un personaje de nuestra comedia, que supo traer a nuestra cotidianidad. Fue depositaria de un cariño y una popularidad auténtica, que ella siempre agradeció y supo renovar en cada una de sus apariciones y en su entrega permanente, a lo largo de sus 84 años.

Lleguen a sus familiares y amigos nuestras más sentidas condolencias, a nombre de las principales instituciones de nuestra cultura, y con ellas la seguridad de que Aurora Basnuevo seguirá siendo recordada por el pueblo al que dio tantos momentos de humor y buen arte.

(Con información de Cubaescena)

Publicado Por: Radio Progreso

Radio Progreso es la emisora de radio cubana en idioma español. Fundada el 15 de diciembre de 1929, ofrece desde entonces programas musicales y culturales. El eslogan de Radio Progreso es La Onda de la Alegría

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

15 + 11 =