7 de junio: Día del Bibliotecario

Este domingo 7 de junio, la revista RP 105, de Radio Progreso, la Onda de la Alegría, estará dedicada a reconocer la labor de los hombres y mujeres que trabajan en las bibliotecas municipales, provinciales, y en la formación de los nuevos profesionales, todo a través de los testimonios de la doctora Annia Rosa Hernández Quintana, profesora titular de la Universidad de La Habana, de la facultad de Comunicación, en la carrera Ciencia de la Información, rectora en la formación integral de los bibliotecarios en el país.

Las bibliotecas cubanas han tenido el privilegio de contar, a lo largo de la historia, con ávidos guardianes de la información, profesionales encargados de orientar al público en la búsqueda e identificación de documentos. Esos tesoreros han ampliado considerablemente su campo de acción, para contribuir de manera decisiva con el desarrollo científico y cultural de la sociedad cubana.

Para reconocer la encomiable labor que realizan, al servir de guía y fuente hacia el conocimiento, se ha escogido el 7 de junio como Día del Bibliotecario, fecha en que viniera al mundo, en 1812, Antonio Bachiller y Morales, figura imprescindible en el gremio, periodista, americanista, historiador y abogado, considerado el padre de la Bibliografía cubana.

Este hombre de pensamiento enciclopédico, realizó el primer estudio bibliográfico metódico sobre las letras y las culturas en la Mayor de las Antillas, recogido en su más importante contribución a ese campo, la obra Apuntes para la Historia de las Letras y de la Instrucción Pública en la Isla de Cuba. Asimismo, fue pionero en la creación de un catálogo con los libros y folletos existentes en la colonia luego de la introducción de la imprenta.

En esta oportunidad, los bibliotecarios cubanos conmemorarán su día desde casa, para cumplir con las medidas de aislamiento social impuestas por la expansión de la Covid-19. Sin embargo, la vitalidad típica de esas instituciones donde se reúne buena parte del mundo cultural universal, quedará reflejada en los festejos virtuales que a través de las redes llevaremos a cabo para enaltecer la cardinal tarea de acercar el libro a los demás y mejorar los hábitos de lectura de nuestro pueblo.

Tales han sido siempre, las principales misiones de esos profesionales, inquietos en su tarea de planificar actividades para incentivar el gusto por los libros y la búsqueda del conocimiento desde la niñez, pilares imprescindibles en el cultivo del intelecto del hombre.

Es por ello que en nuestras bibliotecas no faltan jamás los concursos y talleres literarios, encuentros de conocimientos, lecturas y narración de cuentos que esparzan la semilla del leer entre personas de todas las edades, porque los libros construyen sueños, labran la imaginación, derrumban fronteras, sacian las necesidades del espíritu y dotan a los hombres de herramientas para transformar el universo, y son precisamente los bibliotecarios los encargados de sembrar en los demás ese sentimiento de aferrarse a la lectura, como un náufrago a la tabla que les salvará la vida.

Por otra parte, su quehacer se extiende a la colaboración con profesionales de otras áreas, gracias a su dominio de las técnicas de recopilación de la información y datos.

Este siete de junio, el mejor homenaje para esos laboriosos trabajadores, es leer un libro desde casa, para que la visita a la biblioteca esté cada vez más cerca.

Please follow and like us:

Publicado Por: Radio Progreso

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecinueve − 5 =