II Taller Internacional sobre Secundaria Básica aboga por una escuela más inclusiva

Perfeccionar la educación y  dar cumplimiento a los Objetivos de la Agenda 2030, y alcanzar la inclusión educativa como antesala de una plena inclusión social son metas del II Taller Internacional de Secundaria Básica, que sesiona en el Palacio de Convencionesde La Habana con la asistencia de unos 200 delegados de 10 países.

Al decir de Marlén Triana Mederos, directora general de Educación Básica en el Ministerio de Educación, el evento ratifica la necesidad de la unidad de los educadores del mundo por la esperanza y el bienestar de los niños, adolescentes y jóvenes.

“El sistema educativo cubano defiende un modelo humanista basado en raíces pedagógicas que se sintetizan en el pensamiento martiano”, afirmó ante los delegados y explicó que la isla tiene una educación asequible, gratuita y de calidad desde la primera infancia hasta la enseñanza universitaria de posgrado.

Entre los principales problemas de la Secundaria Básica a  nivel mundial comentó la convivencia entre la educación pública y privada; la inclusión educativa;  la preparación de los docentes para la atención a esta importante etapa de la vida, en medio de una fuerte competitividad; y la formación de un adolescente más independiente y autorregulado.

La conferencia inaugural, a cargo de Margarita McPherson, presidenta de honor del Taller, enfatizó en los retos y perspectivas de la Secundaria Básica en Cuba y la consecución de la Agenda 2030.

La también profesora titular destacó que como parte del tercer Perfeccionamiento Educacional se introducen cambios en este nivel de enseñanza en los estilos y formas de trabajo y en un diseño curricular encaminado a formar egresados con habilidades para la continuidad de estudios y una preparación integral más sólida.

El II Taller Internacional de Secundaria Básica sesionará hasta el 22 de noviembre y su programa científico está conformado por conferencias especiales y cuatro simposios sobre el proceso de enseñanza-aprendizaje desde un currículo flexible, el desarrollo integral del adolescente y los desafíos en la formación de docentes para su transformación social, las tecnologías de la información y las comunicaciones en este nivel educativo, y una educación equitativa, inclusiva y de calidad ante los retos de la agenda 2030.

Please follow and like us:

Publicado Por: Liliana Soto Llorca

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

siete + 5 =