Las BICI  más allá de  su Día Mundial

Aunque a las bicicletas está dedicado el 3 de Junio como su Día Mundial, aprobado por la Asamblea General de las Naciones Unidas en Abril del año 2018, la utilización de las mismas es  perenne en mayor o menor escala,  y se  hace presente en el entorno de las vías de pueblos y ciudades del orbe.

Según la ONU el objetivo previsto para dedicarle un día al singular medio de transporte es promover y fomentar  su uso, pues entre sus beneficios contribuye al desarrollo sostenible y a la salud.

Para ponerla en contexto conocemos que,  en diferentes partes del mundo donde actualmente se está saliendo de la etapa de confinamientos como resultado de la pandemia  COVID -19 tal aseveración alcanza dimensiones muy prácticas al ser utilizadas para la movilidad ante la limitación del transporte convencional.

En Cuba, por estos tiempos  el uso de  las bicicletas ha reaparecido e incluso cobran vida los talleres dedicados al alistamiento técnico de esos vehículos, cuando no obstante a la cuarentena establecida, los ciclistas recorren, ante la restricción de transporte público y privado, distancias de kilometraje corto en aras de cumplir tareas   impostergables  de la vida cotidiana.

A ciudades cubanas como Cárdenas y Bayamo, cabe el privilegio de ser abanderadas tradicionalmente en la utilización de las bicicletas como medio de transporte, sin embargo en todo el país han reaparecido; muchas personas desempolvaron sus bici y circulan hasta donde le es posible por la pandemia del coronavirus, dándole vida a las ciclo vías concebidas tiempos atrás por la proliferación de las bici en la nación.

Puede ser esta,  una de las prácticas que quizás lleguen para quedarse en la etapa pos Covid-19 no solo en Cuba, sino en el mundo, pues de ello ya se habla en Europa donde varios  de sus habitantes consideran potenciarla.

Que exista un día Mundial dedicado a las Bicicletas, claramente las dimensiona pero ellas en esencia están más allá de esa fecha  por lo que representan estratégicamente en la movilidad, en el fomento de la salud  y la contribución con el medio ambiente.  Pedalear con regularidad reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares, ciertos tipos de cáncer o diabetes y de sufrir hipertensión y otras enfermedades.

 

Please follow and like us:

Publicado Por: Laudelina Manzano Bell

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × uno =