Cruces: Uno de los primeros municipios cienfuegueros libres de la dictadura batistiana

Las páginas de la historia reseñan que  en diciembre  de 1958 el Ejército Rebelde, avanzaba indetenible hacia  la definitiva liberación de Cuba y como consecuencia el 24 de diciembre los soldados de la dictadura batistiana de los  poblados cienfuegueros  de Lajas y Cruces, los abandonaron para apoyar  a las tropas que trataban de detener a los rebeldes en La Esperanza, hoy les cuento lo sucedido en uno de ellos.

El  municipio de Cruces fue uno de los primeros territorios liberados en esta zona,  a mediados del año 1955 se había fundado en Cruces el Movimiento 26 de Julio, que aglutinó en sus filas a los jóvenes más aguerridos de esa localidad, en la lucha contra la tiranía de Fulgencio Batista, quienes apoyaron a la guerrilla con armas, medicinas y alimentos.

El llamado pueblo de los Molinos conoció del empuje del Ejército Rebelde, pues  al calor del avance de la invasión de Oriente hasta Occidente, protagonizada por los comandantes Camilo Cienfuegos y Ernesto Che Guevara, iniciaron  importantes acciones en los alrededores de ese poblado.

 A tal extremo llegó el avance revolucionario que en  la mañana del 24 de diciembre de 1958, el capitán Mirabal,   quien  mediante  la violencia se había impuesto  como dueño de la localidad, recibió la orden de trasladarse con sus tropas hacia La Esperanza, punto de acceso a la sitiada Santa Clara, con el propósito de apoyar a la guarnición de ese territorio.

Al conocer la noticia, el pueblo crúcense se lanzó a las calles y ocupó el cuartel, incendiando una parte del edificio, esa acción desestabilizó a la dirección política militar de la dictadura en la villa y el M-26-7 toma la iniciativa. al llegar  un grupo de 18 revolucionarios desde el antiguo  central San Agustín, que después llevó el nombre del mártir Ramón Balboa, y más tarde entró a Cruces una avanzada del Ejército Rebelde integrada por crucenses al mando de Germán Rivalta y otros rebeldes.

Los vecinos se reunieron  en el parque Martí, para respaldar  a los combatientes, logrando la total liberación de la plaza y casi al amanecer del  25 de diciembre de 1958, Cruces, el pueblo natal de la heroína Melba Hernández,  se convirtió en otro de los territorios libres de Cuba.

En los días siguientes se organizaron las milicias populares y se inició un fuerte trabajo político ideológico a través de la emisora local, CMHK , que había  sido tomada con el objetivo de orientar al pueblo  y reafirmar  la confianza hacia el Ejército Rebelde y la justeza de la causa revolucionaria.

El día 27 de diciembre de 1958, se produjo en Cruces  el traspaso adelantado del poder político burgués a  manos de una Junta Civil Revolucionaria, como resultado del fuerte apoyo de sus pobladores a las fuerzas rebeldes,  el pueblo organizado impidió el paso de los refuerzos para los batistianos entre las localidades de Cienfuegos y Santa Clara.

También los crúcenses construyeron rústicos  tanques de guerra, destacándose el construido por los obreros del central San Agustín, a partir de equipos mecanizados, y en el antiguo central  Andreíta, que después llevó el nombre de Maltiempo, se construyó otro tanque destinado al Ejército Rebelde, que combatía en  Santo Domingo.

 En su desespero  la tiranía, dispuso el ametrallamiento aéreo de Cruces el 28 de diciembre, pero 3  días después, Batista huía y se consolida por fin la  independencia de Cuba, iniciada el  10 de octubre de 1868 por Carlos Manuel de Céspedes, y concretada  finalmente el 1 de enero de 1959, por el Ejército Rebelde al mando del  eterno Comandante en Jefe de la Revolución  Fidel Castro Ruz.

Please follow and like us:

Publicado Por: Manuel Varela Pérez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

17 − 10 =